Home > Estudios Bíblicos > 5774 > David hamélej, el fuerte de un pueblo

David hamélej, el fuerte de un pueblo

בס”ד

David-vs-Goliat

Sabemos que las Kitvei HaKódesh (sagradas Escrituras) registran que David Hamélej era el hijo menor de Ishai y que de joven su trabajo consistía en apacentar las ovejas de su padre. Que luego de que Goliat de Gat retara durante 40 días a los ejércitos de Israel pidiendo un hombre que lo enfrentara en una pelea, David solicita a Shaul hamélej el honor de pelear por su pueblo. Viendo la apariencia física de David, Shaul hamélej duda en aceptar la petición hasta que aquél joven rojizo y buen mozo le habla al Rey de su destreza para pelear contra osos y leones.
Es probable que cualquier persona pueda lanzar una piedra con una honda; pero matar a un hombre muy alto y robusto como Goliat, incrustando de un solo golpe una piedra en su frente por medio de una honda, eso es solo de fuertes de ímpetu.

Tehilim (Slm) 18:17 Me libró de mi poderoso enemigo y de los que me aborrecían pues eran más fuertes que yo.

Goliat fue un poderoso –‘az- enemigo, recordemos que su armadura pesaba 120 libras y tan solo la punta de su lanza, que era tan grande como el rodillo de un telar, pesaba otras 15 libras. El ímpetu es propio de los fuertes, y esto no es otra cosa más que una fuerza o movimiento violento. Igual que el viento oriental que retiró el yam suf –mar de juncos-, deteniéndolo y dividiendo sus aguas.

Shmot (Ex) 14:21 Y extendió Mosheh su mano sobre el mar, e hizo HaShem que el mar se retirase por recio (‘az) viento oriental toda aquella noche; y volvió el mar en seco, y las aguas quedaron divididas.

No olvidemos que David hamélej al pelear cuerpo a cuerpo contra osos y leones, lo hacía con ímpetu y violencia porque los tomaba de la quijada hasta matarlos.

Por otro lado, se puede ser fuerte al hablar, y esta cualidad la manejaba muy bien David hamélej, quien antes de enfrentar a Goliat, dice:

1 Shmuel (1 S) 17:32 David dijo a Shaul: Nadie debe perder ánimo por causa de él; tu siervo irá y peleará contra este plishti –filisteo-.

Y qué cátedra nos da, cuando nuevamente hace uso de su ‘az ímpetu para hablar a Goliat:

1 Shmuel (1 S) 17:45-47: Tú vienes a mí con espada, lanza y una jabalina. Pero yo voy a ti en el Nombre de HaShem Tzebaot, el Elohim de los escuadrones de Israel, a quien tú has retado. Hoy HaShem te entregará a mí. Yo te atacaré, te cortaré la cabeza y daré los cadáveres del ejército de los plishtim –filisteos- a las aves en el aire y a los animales en la tierra. Entonces toda la tierra sabrá que hay un Elohim en Israel, y todos los congregados aquí sabrán que HaShem no salva por espada o lanza. Porque esta es la batalla de HaShem, y Él te entregará a nosotros.

De la mano de un ‘az (fuerte) puede sentirse protegido todo un pueblo; y esto ocurrió con el nuestro a partir del triunfo de David sobre Goliat.

David hamélej cometió errores pero B”H, siempre hacía teshubah –retorno al camino-, nunca se apartó del Eterno. No fue un rey altivo ni duro con su pueblo, por el contrario, durante su reinado se esforzó en aras de cumplir con la autoridad otorgada por HaShem por medio de Shmuel hanebi –el profeta- cuando éste hizo semijah (imposición de manos) sobre él.

¿Del fuerte puede salir dulzura? ¡Por supuesto que sí! Uno de los mejores legados que nos dejó David hamélej ha sido la forma de alabar, ensalzar, entronizar, glorificar, bendecir, reverenciar y agradecer a HaKadosh Baruj Hu por medio de sus tehilim –salmos-, de su música y de su danza. No olvidemos que el ímpetu de un fuerte, un poderoso, debe de ser bien encauzado.

Escrito por Ithiel Castillo
ithiel07@live.com.mx

Copyright © 2014 www.bethaderej.com. Todos los derechos reservados.

Imprimir esta entrada

Sobre Administrador

Administrador del sitio.
x

Check Also

Aún sigo aquí

בס”ד Recientemente me puse a pensar y a contar el tiempo que B”H llevo con mi familia en Bet Haderej. Llegué aquí aproximadamente a los ...