Home > Estudios Bíblicos > 5777 > Molestias que transforman

Molestias que transforman

Introducción

El inicio de esta porción nos proporciona una muestra de amor, de aprecio al mencionar nombre, por nombre, de cada uno de aquellos que entraron a la tierra de Egipto.
En los comentarios se encuentra un enorme contraste de la calidad de vida entre esta lista muy especial, con la multitud en que más adelante se convierte.
Deja de ser un registro especial y solo se expresan de ellos como “pulularon” casi como una plaga.
Nuestros sabios dicen que la expresión “vayishretzu” (pulularon) viene de la misma raíz de la palabra “sheretz” que significa reptil, arrastrarse, o sabandija. De lo anterior deducen, que la conducta de la gran mayoría, era inadecuada cual reptil.
Esto sucedió en el transcurso de varios años, como referencia tenemos la muerte de Yosef hatzadik, el tiempo y la asimilación empezaron a realizar su efecto en aquellos que dejaron de amar a su identidad.

Tema

Creo que la narración de la vida de nuestro pueblo en Mitzráim, está lleno de drama, dolor, confusión, indignación y muchos otro elementos que cada judío tendrá a bien agregar.
Hoy quiero intentar entender un solo elemento, que parecía se encontraba de forma permanente en nuestro pueblo, lacerando lenta, muy lentamente.
Veamos el pasuk siguiente y traten de detectarlo:
Shemot / Éxodo 1:11 Entonces pusieron sobre él comisarios de tributos que los molestasen con sus cargas; y edificaron á Faraón las ciudades de los bastimentos, Phithom y Raamses.

¿Si la detectaron?
La expresión “molestasen” viene de la raíz hebrea “’Ana” esto permite algunos traductores expresarlo como: “atormentarlos” “afligirlos”, en el hebreo la fonética es: “’anoto”.
Los comentarios especulan que esta expresión nos da a entender, que al principio fueron asignados impuestos monetarios, sin embargo, como se seguían “multiplicando” les cambiaron el impuesto monetario por impuesto con trabajo, es ahí donde entra el maltrato, la aflicción.
Al ver cuantos pasukim intervienen en esta raíz y como lo traducen al español, me dio la sensación que tiene un inicio y que gradualmente se va convirtiendo en algo más fuerte.
Por eso pienso que en el pasuk que expuse al comienzo tiene a expresión “molestasen”, como un inicio de la pérdida de alguna comodidad o estatus que ellos contaban.

La molestia se basa en los efectos que pueden otorgar la irritación y distracción.
Imaginemos, que ahora que estoy dando esta plática, un desconocido se atraviesa entre ustedes y yo.
Si solo sucediera una vez hasta nos pareciera chusco, nos reiríamos. Pero imaginemos ahora que lo repite varias veces, esto se convierte en molestia, e imaginen que ahora no solo se atraviesa, ahora me contradice.
El estado de molestia va aumentando, va subiendo en la escala hasta convertirse en violencia.
Esta raíz hebrea, probablemente camine desde la molestia básica hasta muy cerca de la violencia física, usando la aflicción severa.

La “aflicción” ocasiona pena, sufrimiento, tristeza, angustia moral y física.
Según el diccionario, registra etimológicamente a la expresión afligir de la siguiente manera: Proviene del latín “affligĕre” atormentar, compuesto del prefijo “af” en lugar de “ad” cercanía y de “fligĕre” sacudir forma de “flectēre” doblar.

Pareciera que esta raíz en su transición tiene un objetivo, ¿Cuál sería?
“Doblegar”
¿El afligir es un elemento que necesariamente debería de estar con nosotros en aquellos días?
Busquen su respuesta. Vean el siguiente pasuk para afinar ideas:
Bereshit / Génesis 15:13 Entonces dijo a Abram: Ten por cierto que tu simiente será peregrina en tierra no suya, y les servirán, y serán afligidos cuatrocientos años.

Los acontecimientos en los cuales nos envolvimos nos retiró de nuestra nación, momentos que en combinación con la asimilación, nuestra categoría bajo, así que los ingredientes que nos ayudaría a recuperar nuestras raíces fueron el tiempo y por supuesto la aflicción.
Esa aflicción es una manera clara de que un poder superior nos toma y nos sujeta, pone su mano sobre nosotros, más bien para nuestro caso nos ponemos, dejamos que esa mano nos domine.
Veamos el siguiente ejemplo:
Shoftim / Jueces 16:6 Y Dalila dijo a Shinshón: Yo te ruego que me declares en qué consiste tu grande fuerza, y cómo podrás ser atado para ser atormentado.

Aquí la expresión “ser atormentado” ocupa la raíz hebrea en cuestión.
El hombre más poderoso en la tierra “decide” dejarse atormentar, se deja afligir, se pone bajo la mano de una mujer, decide ser débil.
¿Porque ponerse bajo la mano del reinado Egipcio?
Para experimentar el poderío de esa nación, para sentir la sensación del dominio de un gran enemigo, el cual no se puede vencer con tus propias fuerzas.

El reinado de Egipto nos persiguió hasta el desierto, pero se encontró al Dueño de nuestras vidas, así que se tuvo que enfrentar al Poderoso en batalla, para intentar continuar afligiéndonos.
Nuestros ojos vieron esa batalla, sin embargo, solo vimos un Poderoso más que suficiente, un poder expectante, sobrado, que pulverizo, enterró, arrastró, sumergió, aplastó. Hasta ahí tendríamos que entender que todos, cada uno de nosotros debiéramos ponernos debajo de esa poderosa mano, afligirnos ante su poderosa presencia.
Devarim / Deuteronomio 8:16 Que te sustentó con maná en el desierto, comida que tus padres no habían conocido, afligiéndote y probándote, para a la postre hacerte bien.

¿Qué vamos a afligir?
Nuestras inclinaciones para obtener el bien.
Afligir, en una de sus intenciones, es lo siguiente:
Tehilim / Salmos 102:23 El afligió mi fuerza en el camino; Acortó mis días.

Vemos otra traducción:
Él debilitó mi fuerza en el camino; Acortó mis días.

Toda esa fuerza de las inclinaciones se tiene que sujetar, afligir, hasta que perezca.
Tienes que sujetar a cada inclinación al mal con lo siguiente:
Tehilim / Salmos 105:18 Afligieron sus pies con grillos; En hierro fue puesta su persona.

Imagina si tú decides soltarte debajo del dominio del Eterno, pasaría lo siguiente:
Tehilim / Salmos 107:17 Los insensatos, a causa del camino de su rebelión Y a causa de sus maldades, fueron afligidos.

Esa clase de aflicción cobraría su factura y solo nos llevaría al fracaso.

Conclusión

Existen dos formas de aprender Torah, por la buena donde tú decides conocer, aprender y aplicar. Dejas tu mente a pleno reconocimiento del poder del Eterno, que todo aquello que te está prometiendo se cumplirá si tú realizas lo que te aconsejo.
Estás plenamente consciente que no existe ninguna fuerza que pueda contigo si tú estás con el Eterno.

Y la otra manera que se puede aprender Torah, es la siguiente:
Tehilim / Salmos 119:71 Bueno me es haber sido afligido, Para que aprenda tus estatutos.

Tú decides, uno te va a hacer invertir más tiempo y dolor, el otro te llenará de alegría y éxito, claro incluido el esfuerzo. Pero una cosa es segura, amando al Eterno tu final será la victoria, no menos.

Shabat shalom

Imprimir esta entrada

Sobre Roé Yoel Martinez

x

Check Also

Ayudando te ayudas

Introducción Esta porción de la Torah contiene el registro de la legislación que estaba siendo establecida para nuestro pueblo, esto erradicaba a su vez leyes ...