Home > Estudios Bíblicos > 5778 > Una experiencia por vivir

Una experiencia por vivir

Escrito por Iojanan ben Abraham

La Torah permite ver el reconocimiento progresivo de Itró hacia el Ribonó shel ‘olam (Soberano del universo) como Elokim viviente. Itro subió varios “escalones” hasta el punto de bendecir y ofrecer Korbanot (ofrendas) al Elokim de Israel. Estas etapas son clave para saber de qué manera acercarse al Eterno.
Cuando Itro reconoce a HaShem lo hace a través de un Korban ‘Olah (ofrenda de ascensión) y Zébaj shelamim (ofrenda de paces).
Lo interesante para mí es que estos kobanot fueron ofrecidos por grandes Tzadikim [rectos] al haber vivido diferentes experiencias:
Bereshit [Gén] 8:20 Y edificó Noaj un altar a HaShem, y tomó de todo animal limpio y de toda ave limpia, y ofreció holocausto en el altar.

Bereshit [Gén] 22:2-3 Y dijo: Toma ahora tu hijo, tu único, Itzjak, a quien amas, y vete a tierra de Moriah, y ofrécelo allí en holocausto sobre uno de los montes que Yo te diré. Y Abraham se levantó muy de mañana, y enalbardó su asno, y tomó consigo dos siervos suyos, y a Itzjak su hijo; y cortó leña para el holocausto, y se levantó, y fue al lugar que Elokim le dijo.

¿Habrá algo en estas ofrendas que refleje tu vida?
En lo personal pienso que los Korbanot ofrecidos por Itró (Shemot 12:18) son parte fundamental para entenderlo. En ellos se refleja la transformación del hombre de adentro hacia fuera. Esta implica dejar de ver a los korbanot como simples actos físicos. En realidad son cosas celestiales. Símbolos de la figura verdadera que está en los cielos.
Shemot [Éxo] 18:12 Y tomó Itró, suegro de Mosheh, holocaustos y sacrificios para Elokim; y vino Aharon y todos los ancianos de Israel para comer con el suegro de Mosheh delante de Elokim.

En virtud de lo ya mencionado, te presento un paralelismo entre la experiencia paulatina de Itró y el Korban ‘olah.

1. Havaá / Trayendo el Korban
Vaikra [Lev] 1:3 Si su ofrenda fuere ‘olah vacuno, macho sin defecto lo ofrecerá; de su voluntad lo ofrecerá a la puerta del tabernáculo de reunión delante de HaShem.

Shemot [Éxo] 18:1 Oyó Itró sacerdote de Madián, suegro de Mosheh, todas las cosas que Elokim había hecho con Mosheh, y con Israel su pueblo, y cómo HaShem había sacado a Israel de Egipto.
5 E Itró el suegro de Mosheh, con los hijos y la mujer de éste, vino a Mosheh en el desierto, donde estaba acampado junto al monte de Elokim.
8 Y Mosheh contó a su suegro todas las cosas que HaShem había hecho a Faraón y a los egipcios por amor de Israel, y todo el trabajo que habían pasado en el camino, y cómo los había librado HaShem
.

Así como Itró se presenta ante Mosheh, siervo del Eterno, también el Korban es llevado al Bet Hamikdash. Es importante recalcar que esto es por voluntad del individuo. Acercarse o presentarse a HaShem no debe ser obligación o presión externa.
Ma’ase hashaliajim [Hch] 2:46-47 Y perseverando unánimes cada día en el templo, y partiendo el pan en las casas, comían juntos con alegría y sencillez de corazón, alabando a Elokim, y teniendo favor con todo el pueblo. Y el Señor añadía cada día a la kehilah los que habían de ser salvos.

Estos versículos muestran una poderosa herramienta para hablar de las buenas nuevas, el testimonio personal. Nadie obligó a Itro para reconocer al Eterno, él lo hace al escuchar todo lo sucedido con el pueblo. Se podría decir también, por el testimonio de Mosheh rabénu.

2. Semijah / Apoyando las manos
El dueño del animal ponía su mano sobre el animal en la arazá. Este acto era símbolo de identificación. La persona que entrega el Korban indicaba que era suyo.

3. Vidui / Confesión
Vaikra [Lev] 1:4 Y pondrá su mano sobre la cabeza del holocausto, y será aceptado para expiación suya.

En este punto se confesaban las transgresiones o algunas palabras de alabanzas según el tipo de korban. En este paso se puede ver en Itró una revelación y alegría basada en las palabras de Mosheh rabenu.
Shemot [Éxo] 18:9-11 Y se alegró Itró de todo el bien que HaShem había hecho a Israel, al haberlo librado de mano de los egipcios. E Itró dijo: Bendito sea HaShem, que los libró de mano de los egipcios, y de la mano de Faraón, y que libró al pueblo de la mano de los egipcios. Ahora sé que el Señor es más grande que todos los dioses, por lo que hizo a quienes trataron a Israel con arrogancia.

La transformación auténtica se basa en una revelación que afecta el entendimiento y las emociones. Itro bendice al Eterno [Baruj HaShem!] y hace una confesión diciendo: “Ahora sé que HaShem es más grande que todos los dioses”. Rechaza así las prácticas idólatras.
Itró se llena de alegría [Iajad]; en griego es exístemi que también denota estar “atónito”.
Matitiahu [Mat] 12:22-23 Entonces fue traído a él un endemoniado, ciego y mudo; y le sanó, de tal manera que el ciego y mudo veía y hablaba. Y toda la gente estaba atónita, y decía: ¿Será este aquel Hijo de David?

Lucas 2:47 Y todos los que le oían, se maravillaban de su inteligencia y de sus respuestas.

Las palabras de Torah deben dejar en ti la misma sensación.

4. Shejitá/ Faenar
5. Kabalat hadam / recibimiento de la sangre
Un cohen recoge la sangre.
6. Halijá / Caminata
El kohen después de recoger la sangre camina al mitzbeaj (altar).
7. Zeriká / Rociadura
El Kohen rocía el Mitzbeaj con la sangre del korban.
8. Shefijat Shiraim / Vaciado de la sangre que sobra
La sangre que sobra de la rociadura se vierte en la base del Mitzbeaj.
Vaikra [Lev] 1:5 Entonces degollará el becerro en la presencia de HaShem; y los sacerdotes hijos de Aharon ofrecerán la sangre, y la rociarán alrededor sobre el altar, el cual está a la puerta del tabernáculo de reunión.

Ve esta parte como el comienzo para experimentar el korban ‘olah. Empiezas por dar la vida, representada por la sangre.

9. Hefshet venituaj / Despellejamiento y corte
Vaikra [Lev] 1:6-8 Y desollará el holocausto, y lo dividirá en sus piezas. Y los hijos del sacerdote Aharon pondrán fuego sobre el altar, y compondrán la leña sobre el fuego. Luego los sacerdotes hijos de Aharon acomodarán las piezas, la cabeza y la grosura de los intestinos, sobre la leña que está sobre el fuego que habrá encima del altar.

Después de darle tu vida, eres partido en trozos. Primero tu cabeza/mente para quemarla hasta que no quede nada de lo viejo. Cambias tu forma de ver las cosas, ya te es posible decir: “las cosas no son como yo las entiendo, sino según Tú y Tu Torah”.
Ahora se quema “la grosura / Kasá”, ¿a qué se puede comparar? A lo que te cubre (tus motivos, intenciones, sentimientos)
Tehilim [Sal] 69:7 Porque por amor de ti he sufrido afrenta; confusión ha cubierto (kasá) mi rostro.

Tehilim [Sal] 55:5 Temor y temblor vinieron sobre mí, Y terror me ha cubierto (kasá).

Tehilim [Sal] 140:9 En cuanto a los que por todas partes me rodean, La maldad de sus propios labios cubrirá (kasá) su cabeza.

Haz una introspección. ¿Qué te cubre? ¿Alguna confusión? ¿Terror u orgullo? ¿El sentimiento por una expareja? Identifícalo y échalo al fuego. Que arda en el altar. Así tendrás una mayor cercanía con HaShem. Que tu insensibilidad hacia lo Divino sea eliminada.

9. Hadajá / Enjuague
Vaikra [Lev] 1:9 y lavará con agua los intestinos y las piernas, y el sacerdote hará arder todo sobre el altar; holocausto es, ofrenda encendida de olor grato para HaShem.

Todo aquello que será quemado tiene que lavarse. Velo como un proceso de purificación por la Torah.
Iojanan [Jn] 15:3: Ustedes ya están limpios por la palabra que les he hablado.

Efesios 5:26 para santificarla, habiéndola purificado por el lavamiento del agua con la palabra.

Las patas pueden representar tu conducta. El caminar, que cualquiera que sea, HaShem conoce. Tus motivos y conducta tienen que ser purificados por la Torah para ser ofrecidos delante de HaShem con un olor agradable. Todo tiene que pasar por una corrección, mediante el proceso del estudio y práctica de la Torah.
Hitgalut [Apo] 2:2-5 Yo conozco tus obras, y tu arduo trabajo y paciencia; y que no puedes soportar a los malos, y has probado a los que se dicen ser shaliajim, y no lo son, y los has hallado mentirosos; y has sufrido, y has tenido paciencia, y has trabajado arduamente por amor de mi nombre, y no has desmayado. Pero tengo contra ti, que has dejado tu primer amor. Recuerda, por tanto, de dónde has caído, y arrepiéntete, y haz las primeras obras; pues si no, vendré pronto a ti, y quitaré tu candelero de su lugar, si no te hubieres arrepentido.

10. Melijá vehaktará / Salado y acto de quemar
En el último paso todo es quemado. No puedes dejar nada de tu vida para ti, de lo contrario no subirás en olor agradable a HaShem. Todo tiene que ser entregado pieza por pieza.
Cuando te presentas a HaShem por primera vez con alegría y con el deseo de servirle, Él renueva tu vida. Le ofreces todo de ti, parte por parte, profundizando la entrega hasta que no quede nada. Solo dependes de vida de resurrección que hay en Mashiaj.

Después de esto, Itró ofrece un korban Zebaj shelamim (ofrendas de paces). Esto pudiera representar un momento especial con el Eterno, ya que se come de él.
Shemot [Éxo] 18:12 “Y Itró, suegro de Mosheh, tomó un holocausto y sacrificios para Elokim, y Aharon vino con todos los ancianos de Israel a comer con el suegro de Mosheh delante de Elokim.

Conclusión

Haz de la experiencia de Itró, tu experiencia. Identifica las cosas que lo convencieron para sentirse parte del pueblo. Sobre todo, haz un Korban ‘olah de ti mismo. Entrégate por completo en olor grato a HaShem. Sube hasta Su Presencia. En definitiva es una experiencia de debes vivir.

Imprimir esta entrada

Sobre Admin Users

x

Check Also

Milagros, Maravillas y Prodigios

¿Cuál es la diferencia entre milagro, maravilla y prodigio? Si bien estos ayudan a comprender el Poder y la Grandeza de HaShem, a lo largo ...